logo

Decíamos ayer ...

Dice la historia que, hasta Fray Luis de León fue objeto de la persecución de la Santa Inquisición. El por qué, con toda seguridad, envidias y rencillas que llevaban las más insignificantes cuestiones a magnos ataques contra la ortodoxia más absurda.

Cinco años estuvo encarcelado y, al volver a su cátedra de la Universidad de Salamanca parece que, en su primer clase, empezó ésta como solía ... "Decíamos ayer ..."
Así que, yo también decía ayer, hace ya un año, hablando del número áureo ...

Y como todo retorna, se me ha ocurrido que el número de oro quitándole su mágia, su poesía y su encanto, se convierte en un buen ejemplo para el majo de radicales sencillos.

 Así que este es uno de los elementos centrales de este nuevo examen que les he puesto a mis alumnos de 4º de ESO para que, manejen radicales sencillos, sepan lo que realmente son los números grandes o entiendan el error al manejar cantidades ...